Sounding o el arte de meterse cosas por la polla

Sounding o el arte de meterse cosas por la polla

¿Celebramos juntos el 6º aniversario del blog?:

¿Celebramos juntos el 6º aniversario del blog?:

Sounding foro:

¡Ya estamos en Twitter!

¡Ya estamos en Twitter!

sábado, 7 de marzo de 2015

Sounding entrevistas: Uretragay

¡Saludos morbosetes y amantes del sounding! Hoy estrenamos en el blog una nueva sección. La he querido bautizar como "Sounding entrevistas", ya que la misma va a componerse de entrevistas o cuestionarios cumplimentados por los amantes del sounding que así lo deseen, con un único propósito: conocer mejor el mundo del sounding y a sus protagonistas. Cada entrevista/cuestionario se publicaría en una entrada, dedicada a la persona que ha querido dejarse conocer un poco mejor, y podría servir además, si esa persona así lo desea, como ficha de contacto desde la cual ofrecerse para poder conocer a más seguidores y amantes del sounding como él.

Para inaugurar esta sección, he creído conveniente predicar con el ejemplo y publicar una primera entrevista/cuestionario dedicado al autor de estas líneas, que es también, como todos sabéis, el autor y administrador del blog: Uretragay. Muchos ya me conocéis por haber charlado conmigo a través del e-mail o la cuenta de skype. Con muchos he jugado a través del ciberespacio conectándonos vía webcam. Otros habéis podido disfrutar de material mío publicado previamente en el blog. Hoy, podréis saber un poco más de mí, y sobre todo de mi relación con lo que tanto nos gusta y nos une: el sounding.

Acompañando a las preguntas y respuestas, he creído oportuno incluir material mío, tanto imágenes como vídeos, tomados durante algunas de mis múltiples sondadas. El material no es reciente pero, por la foto que dejo a continuación, actual y tomada hoy mismo antes de meterme en la ducha, podréis ver que mi verga sigue tan tragona y con ganas de comer como siempre ; P




SOUNDING ENTREVISTA A... URETRAGAY

Nombre / Alias: Uretragay.
Edad: 33 (nacido en 1.982).
Nacionalidad / Lugar de residencia: Español; viviendo por la zona centro de la Península.
Altura: 1,71 mts.
Peso: entre 60 y 65 kgs.
Polla (medidas; circuncisión): 17 cms de polla sin circuncidar.
 Orientación sexual: homosexual.




P.- En el mundo del sounding masculino, ¿qué es lo que te mola hacer? ¿Sólo mirar, participar sondando a otros, sondarte tu polla y/o dejar que te la sonden?

R.- En el mundo del sounding me gusta absolutamente todo. Me encanta meterme cosas por la polla, pero me pone muy caliente también ver cómo otros se la follan. El hecho de que me miren mientras me sondo, me pone a mil también, y si puedo jugar acompañado en real, dejo que me sonden y no dudo en sondar a todo aquél que me lo pida.

P.- ¿Cómo y cuándo descubriste el mundo del sounding?

R.- Mi relación con el mundo del sounding viene de muchos años atrás, de cuándo apenas contaba con 11 ó 12 años. A esa edad fue también cuando comencé a masturbarme. A los 10 años aún me quedaba un poco de fimosis natural, y debía, cuando me bañaba, tirarme del prepucio para atrás para que el pellejo no quedase pegado al glande y pudiera darse de sí y dejar que descapullase sin problemas. De los tirones del prepucio conseguí no sólo vencer la fimosis, sino además empezar a pajearme. Justamente esa expresión, "hacerse una paja", que es como en España se le dice actualmente y coliquialmente al hecho de masturbarse, fue la que me llevó por su lado al sounding. Mi curiosidad se preguntaba el porqué de tal expresión, y por qué se relacionaban las pajas, las hierbas secas, con el onanismo. Nunca logré saberlo, pero buscando la respuesta cogí una paja seca del campo y pensé qué podría hacer con ella para masturbarme. Me la llevé a la punta del pito, y la intenté meter dentro. Tiempo después, entre comentarios de compañeros de clase, supe que había más chicos que alguna vez se habían metido algo por la punta del nabo. Sin embargo nunca conocí a nadie ni encontré material hasta que me conecté a internet. Había seguido practicando y mejorando a la hora de meterme cosas por la polla, pero no fue hasta entonces, ya en el 2.000, cuando descubrí cómo se denominaba a esta práctica, y a más personas que la llevaban a cabo.




P.- ¿Cómo fue tu primera sondada?

R.- Con la paja seca que tenía guardada, día a día practicaba un poco. Al principio sólo me entraba unos centímetros dentro del capullo. Parecía como si no se pudiese continuar. Pero sabía que el conducto seguía, por lo que, con mucha paciencia, buscaba la abertura que me permitiese adentrarme más dentro de mi polla. Un día, de pronto, lo conseguí, y la paja recorrió de golpe un buen tramo de uretra. A partir de entonces, lo lograba cada vez que me ponía a jugar.

P.- ¿Qué objetos has usado para follarte el rabo, y cuáles son tus preferidos?

R.- Aunque fue con la paja con lo que me desvirgué la uretra, tiempo después la dejé porque era muy fina, me pinchaba el conducto, y mi polla me pedía probar cosas nuevas. Desde entonces, he jugado con lápices, cartuchos de bolígrafos y bolígrafos enteros, pinceles, palillos de comida china, cables de auriculares, bastoncillos, clips desenrollados, termómetros, destornilladores, glowsticks... Me llama más la atención lo largo que lo ancho, ver cuánto puedo meter más y más dentro de mi verga, y no cúanto soy capaz de dilatar la uretra, por lo que siempre me he decantado por los juguetes alargados, sin importar el grosor. Mis favoritos son el pincel y el lápiz.





P.- ¿Cómo te gusta sondarte la polla, y cuál fue la sondada con que más disfrutaste?

R.- Para sondarme el rabo prefiero estar sentado, con las piernas abiertas y sin pantalones, con la polla bien dura. Me gusta meterme primero el objeto todo entero, o lo máximo, de una vez, no muy deprisa para notar cómo entra y a la par ver cómo todo va metiéndose dentro de mi verga. Cuando lo he logrado, lo saco y lo repito, y después me pongo a follarme la polla, metiendo y sacando el objeto continuamente, mientras me pajeo el cipote. A veces sujeto el objeto e intento mover la polla, pero cómo más disfruté no fue siguiendo estas pautas, sino haciendo uso del cable de un auricular. La sensación que vives al notar que el cable va superando tu pene interno, y que llega a la zona de la próstata y de la vejiga, es indescriptible, y el placer supera con creces al sentido cuando te follas la polla. Cuando notas que ya está en la vejiga, y sacas un poco el cable, y lo vuelves a meter, pasando a través del esfínter, es una auténtica pasada. Para que os hagáis a la idea: sería como multiplicar por mil el gustirrinín que se siente cuando, tras llevarte mucho tiempo meando, logras por fin ir al baño...






P.- ¿Prefieres sondarte en solitario, o has practicado sounding con más gente?

R.- Muchas veces me he sondado en solitario, tumbado en la cama o delante del pc, mirando vídeos de otros tíos sondándose o siendo sondados, pero lo que más me gusta es sondarme con otros hombres, bien sea haciendo uso de la webcam, o en real. Me pone a mil meterme cosas por la polla con otros maromos, aunque sólo ejerzan de espectadores. Cuando se pajean mirándome sé que les estoy poniendo tan caliente como ellos a mí. Si, además, ellos se meten cosas por la polla también, es supermorboso jugar a la par, mirándonos mutuamente, comentando la jugada, viéndo quién se mete más o más rápido algo por el cipote, o enseñándonos cómo nos gusta follarnos la polla a cada uno. Si, en vez de por webcam, es en real, el placer se multiplica.

P.- ¿Prefieres sondarte en tu habitación, en algún otro lugar de la casa, o has probado a meterte cosas por la polla en sitios externos a tu domicilio?

R.- Casi siempre me sondo en el salón, frente al pc, o en el dormitorio, pero algunas veces me he sondado en el coche, e incluso en el campo. En una ocasión, practicando cruising, estando con otro chaval en la parte trasera del coche, tras tocarle el meato y meterle un poco el dedo en la uretra, salió el tema y, ante las ganas del otro de ver por primera vez a alguien meterse cosas por el rabo, no dudé en buscar un objeto y, con el cable de un cargador, ilustrarle. También sentado en el coche practiqué sounding con otro maromo, al que me había ido con su coche al campo, tirando ambos de una hierba para jugar con nuestras uretras. Una hierba igualmente fue lo que me metí por la polla delante de un colega con el que practicaba nudismo junto al río que pasa cerca de donde vivo, pajeándonos los dos en bolas en plena naturaleza, yo con una hierba dentro de mi rabo incluida.







P.- ¿Cuál es la experiencia sondera más morbosa que has vivido?

R.- Una vez, por cam y con varios colegas de sounding que son a la vez seguidores del blog, celebramos una sesión conjunta de cuatro sondándonos a la vez. Han sido muchas y muy buenas las jugadas llevadas a cabo por webcam con amantes del sounding, tanto ejercientes como mirones, en pareja o trío de cámaras, o incluso con algún tipo en rol amo que indicaba cómo debía sondarme. Pero las experiencias en real, para mí, superan en morbo a las ciberespaciales. Estar con otro chaval en bolas, sentados en un sofá, mientras los dos nos sondamos, o permanecer tumbado en la cama, mientras otro maromo te sujeta la polla y un tercero te mete un pincel por la punta del cipote, es inolvidable. O meterte el dedo en la polla, después de que otro tío te lo haya chupado, mientras a éste le están comiendo la polla y mira cómo tú te metes el dedo en el capullo mirándole a él, es una pasada. Si éste hace lo mismo mientras te la están comiendo a ti, o si los dos nos metemos el dedo, el uno al otro, mientras que el que chupaba se pajea mirándonos, difícil es de superar.

P.- ¿Alguna fantasía por cumplir en referencia al sounding?

R.- Sin duda, celebrar una quedada pajera sondera, con un montón de tíos en bolas sondándonos a la vez, o sondándonos varios mientras otros miran y se pajean, o participan echándote una mano y sondándote el carajo.




1 comentario:

  1. Buena entrevista hoy vi el video con tus dos glow sticks y me anime a ello uno me entra muy bien y con dos mas dificil, poco a poco no? Te pasare unas fotos ;)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...